PESTILENCE, que va a comenzar a grabar muy pronto la batería de su próximo álbum, ha desvelado que Septimiu Hărşan ha tenido que abandonar la banda debido a un problema relacionado con la crisis sanitaria de la COVID-19. Michiel van der Plicht (de God Dethroned) hará las sesiones de grabación. El nuevo disco de PESTILENCE se llamará Exitivm.

 

Su frontman Patrick Mameli comenta: «Justo antes de empezar la grabación de la batería, nos llegaron noticias de Septimiu Hărşan y que no sería parte del nuevo disco. Los problemas económicos causados por las restricciones de movilidad y trabajo, ha hecho decidir al músico detener su carrera como profesional. Nosotros, Rutger van Noordenburg, Joost van der Graaf y yo, le deseamos toda la salud y lo mejor para su futuro.»

 

A eso añade: «Pero esto no nos va a detener para propagar el virus, la plaga negra, a vuestros oídos. Hemos contactado con Michiel van der Plicht, uno de los mejores músicos holandeses para grabar Exitivm. Tras escuchar las demos, aceptó sin dudarlo. Michiel, que también es el batería en directo de Carach Agren, está actualmente negociando con la banda sobre las posibilidades de que toque también en directo con Pestilence. Pero bueno, de momento nos centraremos en grabar el nuevo disco con él y ya veremos en el futuro cómo va todo.»

 

Michiel van der Plicht ha comentado en sus redes que está «muy orgulloso de tocar la batería para el próximo álbum de Pestilence. ¡Prepárate para lo que viene!»

Autores:

Redactor y fotógrafo

Rubén Montejo