INCURSED es una de esas bandas que tiene habitación propia en Metal Korner. Disco tras disco se sientan delante de la pantalla para responder a mis preguntas y, esta vez, no podía ser menos. Para los que siguen sin conocerlos se trata de una banda de folk metal con elementos de power y, sobre todo, una atmósfera de lo más épica. Su último disco Baskavígin (Helheim Records, 2021) ha revolucionado a la crítica pero…¿Qué historias se esconden detrás de él?

 

MK: Buenas, chicos. Bienvenidos una vez a vuestra casa. ¿Qué tal estáis en estos tiempos pandémicos?

 

INCURSED: ¡Muy buenas! Ha sido duro pero nosotros y nuestras familias hemos sido afortunados así que estamos bien. Esperemos que haya sido igual para toda la gente de Metal Korner.

 

MK: No ha sido un año fácil para la música, mucho menos para el metal. ¿Cómo habéis sobrevivido?

 

INCURSED: Teníamos mucho trabajo con Baskavígin y eso nos animaba y nos daba ilusión. Era duro por un lado porque no teníamos ni idea de cómo iba a acabar todo, pero sentíamos que teníamos algo bueno entre manos

 

MK: Publicar un año después de la pandemia no es una decisión sencilla. ¿Habéis tenido que retrasar la fecha o siempre tuvisteis claro que queríais sacarlo a pesar de todo?

 

INCURSED: Tuvimos que retrasar la fecha. El confinamiento nos retrasó y no pudimos tener todo preparado para septiembre que era la fecha original para el lanzamiento, además de que nos tuvimos que replantear una promoción sin poder tocar en directo… La pandemia lo ha complicado todo hasta cierto punto, pero también nos dio algo de aire para respirar, dado el apretadísimo calendario que teníamos.

 

MK: Otra de las preguntas obligatorias es acerca de la aceptación que ha tenido Baskavígin entre vuestros fans, los medios y vosotros mismos. ¿Estáis contentos con el resultado final?

 

INCURSED: Hemos quedado muy satisfechos, teniendo en cuenta lo difícil que ha sido abrirse camino en tiempos de sobreinformación en las RRSS, y lo saturado que estaba el público con una terna de nuevos lanzamientos como pocas veces ha habido. Por supuesto, hubiéramos preferido lanzarlo en una época de normalidad, pero las circunstancias han desembocado en lo que ya todos sabemos, y no queríamos posponer más el lanzamiento del disco.

 

Del País Vasco a Islandia

 

MK: Ha llegado la hora de nuestro track by track. Empecemos. Baskavígin habla de los 32 balleneros vascos asesinados en la zona de los Fiordos del Oeste. Habladnos de esta historia y por qué habéis decidido rendirle su particular homenaje.

 

INCURSED: Es una historia que nos llamó la atención hace algunos años, cuando se abolió una ley que permitía matar vascos en Islandia, a raíz de estos eventos de supervivencia y saqueos que vivieron los balleneros allí naufragados. Resultaba muy curioso que estuviera vigente después de 400 años, pero más interesante nos parecía la historia que había detrás de todo.

 

MK: Who Stole My Beer? Es uno de esos típicos y comunes dentro de estos géneros en el que se habla de cerveza, bebida de dioses para muchos. ¿Es necesario recordar siempre la importancia de esta bebida?

 

INCURSED: Bueno, para nosotros ha sido y es una bebida muy importante (risas). Los tópicos están a la orden del día, precisamente por ser tópicos, no nos avergonzamos de ello. En este caso, la canción también está basada en hechos reales, y realmente es circunstancial el que aparezca la palabra beer. Si nos hubieran robado el café, ¡estaríamos igual de enfadados, o más!

 

MK: The Black Hunter habla de la pálida doncella llamada Muerte y del Diablo. Una canción más rápida y oscura, sinuosa y con esa magnífica voz coral que surge de la combinación de todos los miembros. ¿Cómo fue componer este tema con una voz cantante que, a veces, parece influenciada por el black metal?

 

INCURSED: Realmente la letra está basada en Mateo Txistu, ya que aunque no le mencionamos directamente, toda la historia hace referencia a este cura de las leyendas vascas. Le encantaba cazar, y tuvo un encontronazo con el diablo, a partir del cual nunca más se supo de él. Quizá ese tono más violento de la voz venga influenciado por el black metal como comentas, y de esa adoración a lo etéreo, lo oscuro, lo esotérico. También es verdad que, al no manejar un único registro gutural, nos gusta variar para no dar sensación de monotonía en las voces.

 

MK: Colossal recupera otro tema de cariz mitológico, en este caso, habla de los hiperbóreos de la ficticia región de Hiperbórea según los griegos. ¿Qué os inspiró para componer este tema? ¿Cuál es la historia que hay detrás?

 

INCURSED: Aunque la palabra hyperboreans aparece literal en la letra, con hiperbóreos hablamos de los jentiles, seres mitológicos vascos (similares a los cíclopes, grandes y muy fuertes) y por tanto, septentrionales en la península. Queríamos recalcar algo que parece tan habitual hoy en día como es la autosuperación, el levantarse tras caerse… donde radica la importancia de esto es en el interior de uno mismo, y no de la fachada que mostramos al mundo a través de una pantalla.

 

MK: Eusko Troll Label es una de las pistas cantadas en euskera, vuestro idioma natal, de este álbum. ¿Es recomendable ingerir un troll vasco como sugerís? ¿Qué recetas nos proponéis?

 

INCURSED: Todavía no hemos podido ponerlo en práctica, parece que los trolls están extintos y no hemos encontrado ninguno (risas). Eso sí, si nos lo vamos a comer, mejor que esté bien preparado y tenga buen maridaje, y que sea uno que ya esté maduro. ¡Trollqueñines no, gracias!

 

MK: Into The Curse tiene unos violines a modo introductorio de lo más deliciosos. ¿Qué entresijos musicales esconde este tema?

 

INCURSED: Aunque este tema carece de inspiración histórica o mitológica, vemos una vertiente más crítica con lo social con mucho disfraz metafórico. Es un tema que habla, a grandes rasgos, de lo fácil que nos resulta tropezar con la misma piedra una y otra vez… y a la historia nos remitimos. Tiene pinta de que nunca aprenderemos, y llegará una ocasión en la que sea tarde para redimirnos.

 

MK: ¿Os habéis inspirado en alguien en concreto para escribir Patxi Porroi?

 

INCURSED: Cierta inspiración siempre existe… En este caso hay algún paralelismo con Olentzero, que es el carbonero que en Navidad trae regalos a los niños y niñas del País Vasco. Por otro lado, es un elaborador de brebajes de lo más excéntrico… y ahí es donde entra en juego nuestro guitarrista Oier (risas).

 

 

MK: Paganauts es infinitamente épico y arrollador. Habla de la lucha por la ¿cultura? y la identidad. ¿Qué es exactamente un paganaut?

 

INCURSED: Los paganautas vendrían a ser una especie de marineros irreverentes, con cierto paralelismo a los piratas, pero que en vez de saquear, buscan la gloria a través de la exploración y el descubrimiento de sitios a donde nadie ha llegado antes. Hay cierto guiño al primer navío que dio la vuelta al mundo, la Nao Victoria, cuyo primer propietario fue Domingo de Apallua, un ondarrés a quien la Casa de Contratación de Sevilla forzó a vender su embarcación.

 

MK: Souls On Fire tiene un sonido más folkie gracias al tin whistle de Zarach de Lépoka. ¿Cómo ha sido trabajar con él?

 

INCURSED: Zarach entendió a la primera ese contraste que queríamos transmitir en este tema, a pesar de lo que se acerca al metal extremo en varias ocasiones, y así quedó demostrado cuando nos envió las pistas de audio: no vimos absolutamente nada a cambiar, el resultado fue perfecto. Cuando te entiendes así con otros músicos, poco más se puede pedir.

 

MK: Saltus Eta Ager es una delicia auditiva, un cierre idílico para un disco que no decepciona. Cantado en euskera, resulta una oda a vuestra tierra madre con una letra conmovedora, intensa y profunda. ¿Por qué está dividida en dos partes? ¿Es vuestra canción más larga? Contadnos todo lo que podáis sobre ella porque nos encanta.

 

INCURSED: Hubo una canción un poco más larga, One Among a Million de Elderslied, que estaba dividida en cuatro partes. Esta vez, eran dos canciones que, entrelazadas, iban como anillo al dedo, y aprovechamos un concepto que teníamos rondándonos la cabeza, el de Saltvs y el Ager Vasconvm, que era como los romanos separaban la parte norte y la parte sur de la zona que ocupaban los vascones hace 2000 años. La canción no es ni mucho menos de rigor histórico, ya que no somos expertos, pero hay ciertos guiños que tampoco vamos a desgranar para que la gente se exprima un poco la cabeza (risas).

 

MK: Antes de cerrar esta parte de la entrevista cabe recordar que Javier Rubio de Drakum, Trobar Da Morte y Northland; Dagda de Celtibeerian y Moonshine Wagon y Dann Hoyos de Rise To Fall y Space Octopus también han participado en este disco. ¿Qué tal el intercambio artístico?

 

INCURSED: Siempre es una gozada poder contar con la colaboración de amigos en un álbum, pero si encima son músicos como la copa de un pino, el resultado es inmejorable. Siempre que se pueda, seguiremos contando con colaboraciones para enriquecer nuestra propuesta, si cabe, aún más.

 

Del País Vasco al mundo

 

MK: Nos vamos acercando al final pero no puedo irme sin preguntaros sobre vuestros planes para los próximos meses. ¿Tenéis fechas previstas?

 

INCURSED: En verano hemos aprovechado para ensayar a tope para estar preparados para todos los directos que lleguen, ya que además nuestro batería, Amo, ha tenido que irse unos meses del país por compromisos profesionales, y hemos tenido que aclimatarnos a tocar con Niko, que le sustituirá los próximos meses, un chaval joven pero con un enorme potencial y que ya tiene tablas de su anterior banda, Late to Scream.

 

Tenemos una fecha cerrada (Metaldays, en Eslovenia) y algunas en el tintero, pero la incertidumbre actual dificulta que las cosas lleguen a buen puerto. Intentaremos presentar Baskavígin en el máximo de sitios posible, pero siempre con todas las garantías para poder ofrecer un buen espectáculo.

 

MK: Es pronto para preguntar pero…¿hay algo en el tintero relacionado con un nuevo trabajo?

 

INCURSED: No tenemos nada concreto pensado, aunque sí que tenemos ideas musicales ya en el tintero. Pero ahora mismo la prioridad absoluta es Baskavígin. Queremos darle todo el amor posible ya que es el cénit de nuestra evolución musical, y hay que mimarlo y criarlo de la mejor forma posible. En el futuro, ya veremos…

 

MK: Para acabar, ¿Cómo veis el panorama musical tras la crisis del coronavirus? ¿Cómo os ha afectado?

 

INCURSED: Nos ha tocado presentar nuestro álbum ante audiencias que debían permanecer sentadas, con la mascarilla, y en alguna ocasión incluso sin poder llevarse un trago a la boca. Obviamente, esto en el metal, y más aún en el estilo concreto que practicamos, es un impedimento de calado para disfrutar… Nos retroalimenta poder ver a la gente saltar, cantar, empujarse; cosa que ha dificultado sobremanera la interacción con el público. Porque sí: en los conciertos de metal que hemos presenciado, la gente respetaba las medidas. No se ha podido decir lo mismo de otros eventos de diferente ámbito, siendo estos mucho más apoyados por instituciones y entidades públicas.

 

De todas formas, últimamente hemos podido disfrutar de algún festival más cercano a la normalidad, y el subidón es innegable. Parece que se empieza a ver la luz al final del túnel.

 

MK: Si queréis añadir algo más antes de terminar.

 

INCURSED: Daros las gracias por habernos realizado esta entrevista tan completa, y poco más… ¡esperamos vernos pronto en las salas y festivales como antes de la pandemia!

 

 

Autores:

Redactora y fotógrafa

Pilaria Shephard Djoko